Archive for September, 2010



Rap africanu

Advertisements

El amor por Cantabria

…hay que demostrarlo.

Si estan atacando y destruyendo Cantabria, colonizando al País Cantabro, recortando los derechos y libertades del Pueblu y estamos como si aqui no pasara nada o no fuese para tanto, ¿es esto preocuparse? ¿es esto querer y sentir a nuestra Tierra, Identidad, Historia, Pueblo por muy cántabros que digamos que somos?

Enrike Kuadra (preso político): “gracias por estar ahí con Iñaki… y con nosotr@s”

Queridos camaradas y amigos:

He esperado un tiempo desde la muerte de mi hermano Iñaki para comenzar a contestaros. Sabía que iríais llegando… En nuestros genes llevamos el sentido de lo colectivo como uno de los rasgos más marcados de clase y que más debemos cuidar: sentimos, pensamos y actuamos en colectivo, un valor que emana y nos hunde en las raíces de nuestra clase y nuestro pueblo. En estos momentos históricos en los que el individualismo de clase burgués arremete con ferocidad para emborronar los valores colectivos intrínsecos al ser humano, como producto social que es, nuestros valores solidarios y colectivos emergen como un resplandor de esperanza futura. Por esto sabía que iríais llegando…
Debo de reconocer que la pérdida de Iñaki ha sido un duro golpe para mí. Por haber perdido, además del hermano, al amigo y al camarada. En este mes que ha pasado desde su fallecimiento he dejado que los sentimientos fluyesen libremente y, junto a su recuerdo, he ido grabando en mi memoria, con la contundencia de un martillo pilón, a todos los ausentes, desde los más próximos como Abalde y Ortín, a los más distantes, como Eizaguirre y Cario. Los he repasado a todos -a los que conocí en su mayoría-, les he recordado y sentido como lo que son y representan: semilla de futuro. Mi dolor y mi memoria es y será siempre para todos ellos, hermanos y camaradas.
Mi hermano nos conoció joven y si tengo que definir un rasgo sobresaliente de su personalidad, en esa relación, sería el cariño que profesaba a sus camaradas y al PCE(r). Todo ello lo mantuvo hasta el final. Tal era así que, como buen comunista, se organizó hasta su propia muerte. Sabedor de que tenía los días contados se las apañó para vivir sus últimas horas en el hospital bromeando con su familia, sus amigos y sus camaradas, y así, de forma organizada, sin estridencias, como le enseñó el Partido, se fue.
Salud

ENRIKE KUADRA ETXEANDIA
Preso político de los GRAPO, prisión de Sevilla II
Militante del PCE(r)
Septiembre 2010

(extraido del blog solidario del Socorro Rojo Internacional)

Video internacionalista sobre un ejemplo d resistencia popular irlandesa

Video internacionalista sobre lo acontecido este verano en la Irlanda directamente ocupada,concretamente en Belfast

Otra voz desmontando la “versión” oficial del 11S

…esta vez la de un arquitecto estatal:

Manuel Millera, Arquitecto

9/11 Truth Movement

La importancia del 11-S reside en la exportación del miedo y en la capacidad de su utilización por una élite como catapulta para iniciar una cruzada contra todo lo que suponga un obstáculo en su idea de dominación global

Han pasado nueve años desde el día en que la política internacional dio un giro al devenir del siglo XXI, pero no existe una explicación convincente sobre los hechos y su autoría; hay dudas y preguntas que deben responderse en frío. Los investigadores Charles Lewis y Mark Reading-Smith descubrieron 935 mentiras en los dos años siguientes al atentado para justificar los ataques, primero a Afganistán culpando a Bin Laden, luego a Irak por Sadam Hussein, mañana Irán con alguna otra excusa. Hay muchos libros escritos para quien quiera buscar en la red, y decenas de testimonios. En honor a la verdad han sido creadas asociaciones, basadas en cálculos científicos, en causas familiares o de tipo profesional como los bomberos o los pilotos, que consideran las maniobras de acercamiento a las Torres casi imposibles para supuestos aficionados. Algunos de los interrogantes más importantes son: La temperatura necesaria (1.5600) para fundir el acero, que sólo alcanzó los 9000, la entrada del avión a ambos edificios con las alas partiendo las fuertes columnas como si fuesen de mantequilla, los restos de nanothermita, las tremendas explosiones que se escucharon en la parte baja, la velocidad de caída libre de los edificios, la descomposición del hormigón o los restos inexistentes del avión en el Pentágono. Anómalas operaciones bursátiles antes del atentado, pasaportes intactos entre los escombros humeantes, las pruebas del lugar del crimen desaparecen. ¿Dos edificios cayeron? El WTC7, un edificio de 47 plantas no impactado por ningún avión, a unos 100 metros de distancia cayó a las 17:20, las columnas no ofrecieron resistencia. Podemos afirmar ya que la versión oficial no se aguanta y debería caer con la misma facilidad que los edificios. Su único sostén es la afirmación del Senado de EEUU y la repetición sistemática de los medios. Un cuento de hadas, para John Lear, piloto comercial con 19.000 horas de vuelo. Los primeros años era imposible discutir el 11-S sin parecer ingenuo, paranoico o cómplice. Hoy ya no. La comisión oficial no encontró ninguna relación entre Sadam Hussein y Al Qaeda. El arquitecto Frank De Martini y otros afirmaron que la solidez de las Torres hacía inimaginable que se derrumbaran por el choque de un avión. Una demolición controlada para que se produjera en medio de la confusión, según el ingeniero Jack Heller. Para el piloto Glen Stanish, fue A job inside. Hay preguntas de pura lógica, en común con el 11-M de Madrid o el 7-J en Londres. ¿Porqué todas las víctimas eran de clase baja? Casualmente, aquel día a las 9:00 no trabajaba nadie con un salario superior a 60.000 dólares anuales. Hasta la actriz Sharon Stone, parte de un colectivo crítico de periodistas y artistas, acostumbrada a los escenarios huecos, afirmó: «Nunca creí la historia de la destrucción del WTC». Figuras políticas como Andreas Von Bülow (ex ministro de Defensa alemán), Michael Meacher (ex ministro de Tony Blair) y Francesco Cossiga (ex presidente italiano) insinuaron una planificación por las más altas esferas. Las grandes acciones militares precisan grandes justificaciones. Gore Vidal publicó su libro «Bush & Bin Laden, S. A.» y Noam Chomsky firmó «Piratas y emperadores»

El 7 de noviembre de 2008, el arquitecto Richard Gage, miembro de Arquitectos e Ingenieros para la Verdad del 9-11, habló en el Colegio de Arquitectos de Madrid, mostrando pruebas sobre las falsedades de la versión oficial. La asociación tiene hoy casi mil socios, técnicos en la materia. Steven Jones, Dave Von Kleist, o el danés Niels Harrit, entre otros muchos, han expresado su contraria opinión. El cámara oficial del Gobierno, Kurt Sonnenfeld, se asustó de lo que grabó entre los escombros y quiso hacerlo público. Hoy es refugiado en Argentina («El Perseguido», Planeta). Nunca en la historia un edificio había caído por el impacto de un avión. La estructura del avión comparada con la de un edificio es paja contra madera. El 28 de julio de 1945 el bombardero estadounidense Mitchell B-25 se estrelló por la niebla contra el piso 79 del Empire State. Le dio un buen mordisco, pero se mantuvo en pie. La torre Windsor ardió durante dos días en Madrid y se mantuvo en su sitio. Los días previos al 11-S algunas de las plantas de las Torres fueron desalojadas bajo pretexto de revisiones técnicas, con los perros detectores de explosivos retirados. La empresa responsable de la seguridad era Securacom (luego Stratesec). Su director, Marvin Bush, el hermano pequeño. ¿Qué pasaría si empezaran a surgir dudas razonables sobre el verdadero autor del atentado? Después de un asesinato la policía se pregunta: ¿Qui bono? Hay quien afirma incluso que podría llegar un segundo 11-S. Hace falta otro casus belli. ¿Tal vez en el inquietante décimo aniversario? La importancia del 11-S reside en la exportación del miedo y en la capacidad de su utilización por una élite como catapulta para iniciar una cruzada contra todo lo que suponga un obstáculo en su idea de dominación global. Hay una idea mesiánica y fundamentalista que se llama Proyecto para el Nuevo Siglo Americano (PNAC) que necesitaba otro Pearl Harbour. Para ello la excusa de luchar contra el terrorismo es perfecta. Un pájaro chocó contra una papelera y la tumbó. ¿Cómo puede ser que tan pocos se pregunten si ello es posible? Los trucos de Hollywood hacen maravillas.

Otra voz que esta vez aparece publicada en el sustituto del Egin, que no sucesor.

En este enlace la entrevista a uno camara que lo vio con sus ojos:

https://camberaroja.wordpress.com/2010/09/09/sobre-el-11-s-el-incomodo-testimonio-de-uno-que-lo-vio-de-cerca/

Manipulación mediática actual al descubierto

Manipulación mediática

El escándalo sobre Sakineh

por Thierry Meyssan*

El ensayista galo Bernard-Henry Levy y el presidente de Francia Nicolas Sarkozy han movilizado a la opinión pública francesa para salvar de la lapidación a una iraní acusada de adulterio. Inmersos en su emoción, los franceses no se tomaron el tiempo necesario para verificar los hechos, hasta que el actor Dieudonné M’bala viajó a Teherán. Ya en la capital iraní resulta que todo no es más que una gran patraña. Thierry Meyssan aborda esta espectacular e imprudente manipulación.

____

( El diario Times de Londres publicó inicialmente una falsa fotografía de [la mujer] Sra. Sakineh Mohammadi-Ashtiani con la cabeza al descubierto, lo cual se considera una indecencia en la cultura iraní. Una segunda foto, ya verdadera, se publicó posteriormente. En esa última foto se ve a Sakineh Mohammadi-Ashtiani con el chador, la prenda que usan las musulmanas dentro de las mezquitas y que un tercio de ellas lleva también en la calle. ) 

__

El anuncio de quemas del Corán por parte de pastores estadounidenses en ocasión de noveno aniversario de los atentados del 11 de septiembre de 2001 sacudió el mundo musulmán. La reacción ante el anuncio es diferente según las culturas. Para los occidentales, se trata de una provocación que se debe relativizar. Es verdad que se trata de un libro que los musulmanes consideran sagrado pero, después de todo, sólo se trata de quemar papel. Por el contrario, en el mundo musulmán se estima que cuando se quema el Corán se trata de separar a los hombres de la palabra divina y de negarles la salvación.
Lo anterior da lugar a reacciones emocionales incontrolables que los occidentales interpretan como histeria religiosa. Nada parecido pudiera suceder en Europa, y mucho menos en Francia, país conformado por un siglo de laicismo militante. Sin embargo…

Movilización

El ensayista francés Bernard-Henry Levy [1] alertó recientemente a la opinión pública sobre el caso de Sakineh Mohammadi-Ashtiani, una joven supuestamente condenada en Irán a la lapidación por adúltera. Bernard-Henry Levy lanzó a través de Internet un llamado a firmar una petición tendiente a presionar a las autoridades iraníes y a pedirles que renuncien a esa barbarie.

El señor Levy, quien se mantiene en contacto telefónico con el hijo de la víctima –residente en Tabriz, Irán– y con su abogado Javid Hustan Kian, quien acaba de instalarse en Francia huyendo del régimen iraní, no ha escatimado len detalles: la lapidación, cuya práctica fue interrumpida a través de una moratoria, fue supuestamente retomada por iniciativa del presidente Ahmadinejad.
La señora Sakineh Mohammadi-Ashtiani pudiera ser ejecutada al término del ramadán. Mientras tanto, el director de la prisión, furioso por el escándalo mediático, supuestamente ordenó propinarle 99 latigazos.

El ensayista francés concentra sus ataques en el modo de ejecución. Escribe al respecto: «¿Por qué la lapidación? ¿No existe en Irán otra manera de dar muerte? Porque [la lapidación] es la más abominable de todas. Porque esa agresión contra el rostro, ese bombardeo de piedras contra un rostro inocente y expuesto, ese refinamiento de crueldad, que llega incluso a codificar el tamaño de las piedras para garantizar que la víctima sufra durante mucho tiempo, es un excepcional concentrado de inhumanidad y de barbarie. Y porque hay, en esa manera de destruir un rostro, de hacer reventar su carne y de reducirla a un magma sanguinolento, porque hay en ese gesto de bombardear una cara hasta convertirla en una masa algo más que una ejecución. La lapidación no es una pena de muerte. La lapidación es más que una pena de muerte. La lapidación es la liquidación de una carne a la que se le ha seguido un juicio, retroactivo en cierta forma, por haber sido esa carne, precisamente esa carne: la carne de una mujer joven y bella, quizás amante, quizás amada, y que quizás gozó de la felicidad de ser amada y de amar.»

El presidente Sarkozy confirmó las informaciones de Levy durante la conferencia anual de embajadores de Francia [2]. Después del discurso declaró que la mujer condenada se encontraba, en lo adelante, «bajo la responsabilidad de Francia».

Rápidamente, numerosas asociaciones y personalidades se unieron a ese movimiento y se recogieron más de 140 000 firmas. El primer ministro francés Francois Fillon se presentó ante las cámaras del principal noticiero de la televisión pública para expresar su emoción y su solidaridad con Sakineh, «nuestra hermana de nosotros todos». Mientras tanto, la ex secretaria francesa de Estado para los Derechos Humanos, Rama Yade, afirmaba que Francia consideraba en lo adelante aquel caso como una «cuestión personal».

Engaño

Aunque no se hayan dado cuenta de ello, la emotiva reacción de los franceses está vinculada con la parte religiosa de su subconsciente colectivo. Sean o no cristianos, los franceses están marcados por la historia de Jesús y la adúltera. Recordemos brevemente el mito: los fariseos, un grupo de judíos arrogantes, querían poner a Jesús en una posición embarazosa. Le llevan entonces a una mujer que acababa de ser sorprendida en flagrante delito de adulterio. Según la ley de Moisés, la mujer debía ser lapidada, cruel mandamiento felizmente en desuso. Los fariseos exigen que Jesús se pronuncie sobre lo que hay que hacer. Si aconseja la lapidación, lo considerarán un fanático. Si se niega a castigarla, lo acusarán de oponerse a la ley. Pero Jesús salva a la mujer con la siguiente respuesta: «Quien esté libre de pecado, que lance la primera piedra». Jesús invierte así el dilema: si los fariseos la apedrean, es porque se creen puros. Si no lo hacen, son ellos quienes violan la Ley. El texto precisa que: «se retiraron uno por uno, empezando por los más viejos».

En el pensamiento occidental, ese mito fundamenta la separación entre la ley religiosa y la ley civil. La adúltera ha pecado ante Dios y sólo ante él debe rendir cuentas. No ha cometido crimen ni debe ser juzgada por los hombres.

Los franceses ven la anunciada lapidación de Sakineh Mohammadi-Ashtiani como un terrible retroceso. Por lo tanto, la República Islámica de Irán debe ser un régimen religioso que aplica la Ley de Moisés modificada por el Corán, la Charia.
Los mollahs deben ser fanáticos falócratas que reprimen los amores de las mujeres fuera del matrimonio y las mantienen sometidas a los hombres. Cegados por su propio oscurantismo, llegan incluso a matarlas y lo hacen de la peor manera.

Podemos hablar, en este caso, de histeria religiosa colectiva ya que, en tal circunstancia, el reflejo normal de la gente sensata debiera ser verificar las acusaciones, cosa que nadie se ha molestado en hacer en todo este tiempo.

Interrogantes

Después de firmar él mismo la mencionada petición, el líder del Partido Antisionista, Dieudonné M’bala M’bala, quien se encontraba de paso en Teherán en el marco de un proyecto cinematográfico, expresó su deseo de mediar a favor de la mujer condenada. Pidió una audiencia a las autoridades competentes y fue recibido por Ali Zadeh, vicepresidente del Consejo de la Magistratura y vocero del ministerio de Justicia.

La entrevista fue realmente sui generis ya que el señor Zadeh se preguntaba si su interlocutor, humorista de profesión, no le estaría tomando el pelo al expresarle sus temores, mientras que M’bala pedía que le repitieran varias veces las respuestas del funcionario iraní a sus preguntas porque no lograba creer hasta qué punto él mismo había sido manipulado.

Después del derrocamiento de la dictadura del sha Reza Pahlevi, la República Islámica se preocupó ante todo por poner fin a las arbitrariedades e instaurar un Estado de derecho de la manera más rigurosa posible. En lo tocante a los crímenes que conducen a la apertura de un proceso, el sistema judicial [iraní] prevé desde hace mucho tiempo la posibilidad de interponer un recurso de apelación. En todos los casos, el Tribunal de Apelación se encarga automáticamente de verificar la legalidad del procedimiento aplicado. El sistema judicial [iraní] ofrece por lo tanto garantías muy superiores a las de las jurisdicciones francesas y los errores son mucho menos frecuentes.

Las condenas, sin embargo, siguen siendo particularmente duras. El país aplica la pena de muerte. Más que disminuir la cantidad de condenas, la República Islámica ha preferido limitar su aplicación. Basta con el perdón de las víctimas, o el de sus familias, para que se anule la ejecución de las penas. Debido a la existencia de esa disposición y a su masiva aplicación, no existe [en Irán] el indulto presidencial.

La pena capital se pronuncia frecuentemente, pero raramente se aplica. El sistema judicial [iraní] establece un plazo de 5 años entre el momento en que se pronuncia la condena y la ejecución de la misma, con la esperanza de que la familia de la víctima otorgue el perdón y que el condenado reciba así el indulto y sea liberado de inmediato. En la práctica, las ejecuciones se aplican principalmente a los grandes traficantes de droga, terroristas y asesinos de niños. La ejecución de la pena de muerte, mediante la horca, tiene carácter público.

Es de esperar que la Revolución Islámica prosiga su evolución y opte próximamente por la abolición de la pena de muerte.

En todo caso, es un hecho que la Constitución iraní reconoce la separación de poderes. El sistema judicial es independiente y el presidente Ahmadinejad nada tiene que ver con una decisión judicial, cualesquiera que sea.

Manipulaciones

En el caso específico de Sakineh, todas las informaciones que ha Bernard-Henry Levy a divulgado y que el propio Nicolas Sarkozy se ha encargado de confirmar son falsas.

 1. Esa señora no ha sido juzgada por adulterio, sino por asesinato. Ni siquiera se están pronunciando en Irán condenas por adulterio. Más que abrogar ese tipo de acusación, la ley ha establecido –en lo tocante a la demostración de los hechos– una serie de condiciones imposibles de satisfacer. Cuatro personas tienen que haber sido testigos del adulterio en el mismo momento [3]

 2. La República Islámica no reconoce la Charia, sino –única y exclusivamente– la ley votada por los representantes del pueblo en el seno del Parlamento.

 3. La señora Sakineh Mohammadi-Ashtiani administró una droga a su esposo y convenció a su amante, Issa Tahen, para que lo matara mientras dormía. Su cómplice y ella misma ya fueron juzgados en primera y segunda instancias. Los «amantes diabólicos» fueron condenados a muerte en primera y segunda instancias. La Corte no cometió ningún tipo de discriminación en función del sexo de cada uno de los acusados. Es importante señalar que el acta de acusación ni siquiera menciona la relación íntima que mantenían los acusados, precisamente porque resulta imposible probarla conforme a las normas del derecho iraní, aunque los familiares confirman la existencia de dicha relación.

 4. La pena de muerte se ejecutaría mediante la horca. La lapidación, que estuvo en vigor bajo el régimen del sha y se mantuvo algunos años después de su derrocamiento, fue abolida por la Revolución Islámica. Indignado ante las afirmaciones de Bernard-Henry Levy y de Nicolas Sarkozy, el vicepresidente del Consejo de la Magistratura de Irán declaró a Dieudonné M’bala M’bala que desafía a esas personalidades sionistas a que encuentren un texto de ley iraní contemporáneo que estipule la lapidación.

 5. El juicio está siendo examinado actualmente por el Tribunal de Apelación, que debe verificar la legalidad de cada detalle del procedimiento aplicado. De no comprobarse un estricto respeto de la legalidad, el juicio sería anulado. Ese procedimiento de examen suspende la aplicación de la sentencia. Dado que el resultado del juicio no es aún de carácter definitivo, la acusada sigue gozando de la presunción de inocencia y nunca se ha hablado de ejecutarla al término del Ramadán.

 6. El abogado Javid Hustan Kian, presentado como abogado defensor de la señora Mohammadi-Ashtiani, es un impostor. Está vinculado con el hijo de la acusada, pero esta última nunca puso su defensa en manos de ese individuo ni ha estado nunca en contacto con él. Javid Hustan Kian es miembro de los Muyahidines del Pueblo, organización terrorista que goza de la protección de Israel y de los neoconservadores [4].

 7. El hijo de la acusada vive normalmente en Tabriz. No tiene la menor dificultad en hablar frecuentemente por teléfono con el señor Lévy para denigrar su propio país, lo cual demuestra el carácter libre y democrático de su gobierno.

No hay nada, en definitiva, absolutamente nada de cierto en la versión de Levy y de Sarkozy sobre la historia de la señora Sakineh Mohammadi-Ashtiani. Puede ser que Bernard-Henry Levy haya repetido de buena fe falsas acusaciones que iban en el mismo sentido que su cruzada contra Irán.

Pero el presidente Nicolas Sarkozy no puede justificarse de la misma manera.
Los funcionarios de la diplomacia francesa, la más prestigiosa del mundo, seguramente le han hecho llegar todo tipo de informes sobre el caso.
Fue por consiguiente de manera deliberada que Sarkozy le mintió a la opinión pública francesa, probablemente para justificar a posteriori las drásticas sanciones adoptadas contra Irán, en detrimento incluso de la propia economía francesa, ya gravemente afectada por su política.

Thierry Meyssan

Analista político francés. Fundador y presidente de la Red Voltaire y de la conferencia Axis for Peace. Última obra publicada en español: La gran impostura II. Manipulación y desinformación en los medios de comunicación (Monte Ávila Editores, 2008). 


[1] Ver nuestro dossier Bernard-Henry Lévy, Réseau Voltaire 

[2] Discurso ante la conferencia anual de embajadores de Francia, por Nicolas Sarkozy, Réseau Voltaire, 25 de agosto de 2010. 

[3] Sobre un caso similar de desinformación, el lector puede consultar: (Para diabolizar Irán, el grupo Calle 89 confunde crímenes de pedofilía con homosexualidad) Pour diaboliser l’Iran, «Rue 89» confond crimes pédophiles et homosexualité, Réseau Voltaire, 13 de julio de 2007. 

[4] Ver nuestra investigación Les Mujahedin-e Khalq, Red Voltaire

 (extraido de la Red Voltaire )

Interesantes extractos periodísticos del año 1931 de un debate en nuestro País, sobre un Estado cántabro

En abril de 1931, un desconocido personaje que escribía con el pseudónimo de U.S. de E (parece que regentaba una panadería en Puente Viesgo) proponía que Santander, Burgos y Palencia deberían formar un Estado dentro de la República Federal que parecía avecinarse. El comerciante propone el nombre de Cantabria para el nuevo ente político, es decir, Palencia y Burgos serían su hiterland.:

Víctor de la Serna (anticántabro entonces e hijo de Concha Espina) le replicaba unos días después, además de invitar a los cántabros a dejar de usar el nombre de Cantabria

“Santander, en una esctructura federativa de España, no puede vivir sola. Es de un cantonalimo salvaje pensar en el retorno a Cantabria y hasta hay que desechar definitivamente esa denominación Cantabria como imprecisa, es más, como inexacta de una vez”.
[Victor de la Serna. “Acta matritense. La hora difícil.” El Cantábrico, 23 de abril de 1931.]

Vuelve a la carga el vástago de Concha Espina:

Disentimos, en primer lugar, en la toponimia del nuevo Estado, ¿Cantabria?¿Por qué?¿Con qué derecho está pretensión epónima frente a Castilla?¿Es qué no somos la versión marítima de Burgos y Palencia, una creación suya, una extravasación castellana hacia el mar?¿Hemos de comenzar a agraviar ya a nuestros hermanos, imponiéndoles nuestro apodo literario por encima del glorioso patronímico de castellanos, que llevamos todo?. (…)Y es que la misma razón hay para llamarnos nosotros cántabros que la que hay para que se llame de Cantabria una sierra que está en la Rioja.
[Victor de la Serna. “La situación de la Montaña dentro de la España Federal”. El Cantábrico. 6 de mayo de 1931.]

Dos días después, el panadero torancés le explica los motivos por los que se había decantado por nombrar al Estado con el titulo de Cantabria y no con Castilla:

“No tengo ningún interés en que prevalezca un nombre determinado en la estructura del Estado que propugnamos.CANTABRIA, CASTILLA SEPTENTRIONAL, ¿qué más da?.”Le nom no fair rien a la chose”. Yo escogí el primero para despertar mejor el interés de nuestro pueblo, aunque en el fondo, comprendía que no debía ser el definitivo”.
[U.S. de E. “Cantabria por encima de todo. Por la buena senda.”, El Cantábrico. 8 de mayo de 1931.]

También intervino en el debate José del Rió Sainz. En el siguiente artículo explica como la expresión “Cantabria” era la comúnmente empleada por la población (latiguillo) para referirse a la Provincia de Santander, aunque ciertamente en clave emocional (lírico) ya que no tenía ninguna validez jurídica al no existir Cantabria como entidad política-administrativa. Además, dice que el pueblo cántabro no sólo habita en la Provincia de Santander.

“Lo de Cantabria, ya lo dijimos al suscitarse esta cuestión, en la que intervinimos desde la Prensa y desde la tribuna del Ateneo, no pasa de ser un latiguillo lírico. Está muy bien para elocuentes brindis, para composiciones poéticas y fantasías o menos históricas. Hasta para la rotulación de empresas y periódicos. Pero en la práctica, sabemos todos que delimitación del cantón cántabro sería imposible. Nos meteríamos en un dédalo de pleitos y de polémicas históricas que durarían más que nuestras vidas y las de nuestros hijos.”
[José del Rio Sainz (Pick). “Ante el Estado Federal, ¿qué hará la Montaña?, La Voz de Cantabria. 20 de mayo de 1931.]

(articulo e información histórica aportada en Internet por Arquetu)

La Voz de Cantabria era un periódico nacional de tendencia de derechas. ¿Quién se imagina en la actualidad un debate en estos términos y nivel en la prensa “regional”?  Y se sigue creyendo y diciendo eso de que los cántabros y nuestro País  “esta mejor que nunca”, que “no estamos tan mal” o que “no es para tanto”…


Advertisements

Categories